festa-del-arros-web

 Una vida dedicada a la cocina.

Las manos de Nuri amasaban harina y agua en una panadería de Sant Fruitós de Bages cuando Jordi la enamoró.

Era el año 1952 y eran dos jóvenes con la mirada puesta en el futuro. 

Once años más tarde Nuri y Jordi encienden los fogones en Barcelona, en el barrio de Poble Nou, concretamente en la calle Espronceda número 62. 

Allí es donde se empezó a colocar la primera piedra de Ca la Nuri, donde se inició el primer hervor.

El Bar Nuria fue el primer paso de un largo camino que sigue en nuestras vidas.

 1962   Bar Nuria

Con sólo 24 años y sin ninguna formación en hostelería, Nuri se puso al frente de la cocina del Bar Nuria. Había aprendido a cocinar con su madre y su abuela. Jordi era el encargado de atender a los clientes en el comedor, aunque a Nuri siempre le gustaba asomarse y salir de su cocina para conversar un rato con ellos. El bar era un local de barrio, ameno y distendido, donde la gente jugaba al dómino. Mantenía una tradicional línea gastronómica como eran las tapas y la cocina de fonda. Platos como sopas, macarrones (unos de los mejores de toda Barcelona, según explicaban algunos clientes), fricandós, habas estofadas... eran los protagonistas. Ambos, Nuria y Jordi, hacían vida en el bar, con horarios que pasaban de las 12 horas de trabajo diarias.

bar-nuria-poble-nou

cuina-bar-nuria-poble-nou-web

1976   Salamero

Después de unos cuantos años en Poble Nou, Nuria y Jordi quisieron dar un pequeño giro a su negocio y se trasladaron al barrio del Eixample. Así nació el Salamero, en la calle Aragón. Era un local pequeño donce no había cocina. Nuria elaboraba productos hechos a la plancha y bocadillos con el mismo talento que en el Bar Nuria.

Cabe destacar un bocadillo excelente por su sencillez, el famoso biquini.

salamero-arago-4

salamero-arago-1

1993 Ca la Nuri

Pero el Salamero estaba destinado a tener otra evolución que sería clave para crear definitivamente Ca la Nuri. Los hijos de Nuria y Jordi  se habían impregnado durante muchos años de todo el trabajo de sus padres. Uno de ellos,  Ricard, les propuso cambiar la oferta del bar por pescadito frito y tapas marineras, cambiarían entonces el nombre del local, que a partir de ahora se llamaría Ca la Nuri. El cambio fue un éxito tal, que Nuri no tardó en atreverse a preparar arroces y fideuás con las patas de calamar que sobraban de la elaboración de las tapas.  La freiduría-arrocería Ca la Nuri de la calle Aragón pronto se quedó pequeña.

ca-la-nuri-salamero-1

ca-la-nuri-salamero-3

1999 Ca la Nuri Eixample 

(actualmente Terra Ca la Nuri)

La oferta gastronómica de Ca la Nuri se consolidó en Ca la Nuri Eixample, el restaurante que actualmente tiene el nombre de Terra Ca la Nuri. Jordi hijo encontró un local en la calle Consejo de Ciento, 377 que estaba disponible. Era un espacio más grande y la cocina permitiría una estructura más adecuada a la oferta gastronómica hacia la que se dirigían. Rápidamente se añadieron los mejillones, las cigalas encebolladas, berberechos a la plancha... Una cocina de tapas marineras sencillas y deliciosas de comer. Actualmente Terra Ca la Nuri mantiene las raices de siempre de Ca la Nuri, pero también ha querido adoptar las raíces tradicionales de la cocina catalana con platos como canelones de pollo asado con bechamel y queso gratinados o  ternera guisada con setas de temporada.

façana-CLN-eixample

terrassa Terra 1

2003  Ca la Nuri Platja

(actualmente Platja Ca la Nuri)

Al Ricard le apasionaba pasear con bicicleta por el Paseo Marítimo de la Barceloneta, uno de los mejores entornos de Barcelona. Una mañana mientras pedaleaba vio que había disponible un local bajo el paseo, a pie de playa... Tras varias reformas hasta dejarlo a su gusto, Nuri cogió el delantal y bajó a la playa para ver las olas mientras cocinaba. Jordi se quedó al frente del Terra Ca la Nuri hasta que los dos se jubilaron. Nuri se retiró hace 4 años, recién cumplidos los 70, dejando una marca gastronómica de calidad, buen servicio y buen producto. En el 1963 se puso en la paella el primer grano de arroz y ahora la montaña se ha hecho grande.

Ca la Nuri se ha convertido en una marca de referencia en Barcelona, con sus dos restaurantes, tanto Terra Ca la Nuri como Platja Ca la Nuri. ¡Buen provecho!

Jordi-i-Nuri-al-Platja

 MG 0135